martes, 15 de julio de 2008

La LOE del PSOE

Así hablaba sobre la educación española uno de mis personajes teatrales, Josu:

“…España se ha convertido en un estercolero intelectual, y la educación actual no ayuda a pensar en un futuro diferente. La educación española es la peor de Europa, ya no se enseña, se adoctrina. Cada Comunidad Autónoma amasa los tiernos cerebros infantiles a su conveniencia, aborregándolos y adormeciéndolos, para convertirlos en ciudadanos, ¡dicen los muy sinvergüenzas!... Yo diría en aturdidos y desinformados. ¡Pobres criaturas! Incluso la Historia se la darán sesgada y deformada, como un esperpento del gran Valle-Inclan. Con el tiempo, héroes nacionales e importantes iconos como Hernán Cortés, el Cid o Don Quijote, quedarán relegados a la marginalidad y el olvido más profundo. A cambio se ensalzarán mediocres según la conveniencia del Gobierno de turno. España está perdida en revanchismos históricos y en rencillas locales que hasta que no se superen, no permitirán a nuestra nación mirar al frente, a la grandeza de Europa…”
En asuntos de educación piensa como yo, el muy condenado. De tal palo, tal astilla.

Y es que estamos apañados en algo tan fundamental como es la formación de nuestros retoños. Desde que entró en vigor la Ley socialista llamada LOGSE o ESO, o ESTO o AQUELLO, no hemos terminado de caer en picado en lo que a nivel educativo se refiere.
Yo miro a mi padre, un hombre que no terminó el Bachiller elemental y del cual he aprendido muchas de las cosas que sé. Tenía la buena costumbre mi progenitor de tomarme la lección mientras desayunaba, de ayudarme en los deberes, de repasar mis libros de texto.
– ¡Si yo hubiera tenido estos libros! Con tantas fotos y colores, sabría hasta latín! -, decía muchas veces.
Y es que mi padre, en sus tiempos de escolar, solamente tenía cartillas de caligrafía, un libro gordo de texto con las 4 reglas matemáticas, la Historia de España, fórmulas físicas y mapas geográficos.
Pues ahí le tienen viendo el programa de La 2, Saber y Ganar, uno de los pocos espacios potables y educativos que existen en la televisión, respondiendo como un profesor a cualquier pregunta.
Y es que mi padre sabe mil fechas de batallas, las guerras púnicas, los soberanos visigodos y emperadores romanos, los afluyentes del Tajo y del Duero, las capitales africanas, colocar en un mapa cordilleras, cabos, golfos y ciudades.
¿Le ha servido para algo en la vida? Muchos analfabetos dirán que no, que con eso no se gana dinero, pero gracias a esa cultura general que atesora ha logrado ser mejor persona, ser más consciente del mundo en el que vive y el porqué de cada cosa que sucede en la actualidad. Gracias a mi padre, a que se leía todos los libros que me mandaban en clase, yo ahora sé expresarme, escribir y amar locamente los clásicos españoles, el Siglo de Oro y muchas más cosas que no vienen al caso.

En la actualidad, en nuestras aulas, no se aprende un pimiento, aunque contemos con un presupuesto decente en Educación, aunque los libros sean cada vez mejores, aunque los profesores sepan psicología infantil, pedagogía, métodos de enseñanza y demás pamplinas.
Podemos echar la culpa, sin miedo a equivocarnos a las leyes socialistas educativas, a su afán por conseguir de los chiquillos meros borreguitos, ganado lanar.


Ustedes se han cargado la educación desde que tocaron poder, señores socialistas. Implantaron en España la LOGSE, un sistema educativo fracasado en Reino Unido. Volvieron a tropezar en la misma piedra instaurando la ESO y descabezaron antes de nacer la reforma educativa propuesta por el Partido Popular, La LOCE.
Le robaron a la ley pepera la C de calidad, ahora la LOE socialista (Ley Orgánica de Enseñanza) es más de lo mismo, más fracaso y deficitaria educación para nuestros pequeños.
Proclama la Ley de marras, sin consenso alguno de profesores y asociaciones de padres o alumnos, ya que sus objetivos son meramente políticos, que la responsabilidad personal y el esfuerzo de cada niño es secundario, hay se fomenta la “responsabilidad compartida”.
Miren ustedes, siempre ha habido en las aulas cafres que no quieren aprender y gente que tiene ganas de saber. Yo no compartí jamás la responsabilidad en el fracaso o éxito de mis compañeros. Si uno estudia, suele aprobar, si uno se toca el miembro, suspende casi con toda seguridad.

Dice literalmente la LOE:
"La responsabilidad del éxito escolar de todo el alumnado no sólo recae sobre los alumnos y las alumnas individualmente considerados, sino también sobre sus familias, el profesorado, los centros docentes, las Administraciones educativas y, en última instancia, sobre la sociedad en su conjunto".

Ya lo sabéis, si el macarrilla de clase pega un soplamocos a un profesor, vuestros hijos y vosotros mismos tenéis parte de culpa de que ese chavalote sea un energúmeno.



No queda ahí la cosa, la LOE dice eso de:”No puede haber calidad sin equidad”.
Manda huevos, como dijo aquel. Esto se traduce en que se prima la igualdad de resultados a la calidad de enseñanza, y como es de cajón que no puede avanzar lo mismo un niño español que un chaval recién llegado de otro país que no sabe bien el idioma o que no ha sido escolarizado anteriormente, pues nos encontramos que nuestros hijos aprenden menos y peor. Si hay que bajar el listón se baja, y si hay que tirarlo… ¡pues también!

No son estos puntos los más sangrantes de la Ley. Todos sabemos que al ser la educación obligatoria hasta los 16 años, el niño o adolescente va a clase quiera o no. Los que no pretenden aprender, se dedican a incordiar, a hacer el salvaje y a molestar a los demás. Pues estos chavales, por ley, o por loe, pasarán de curso aun suspendiendo todas las asignaturas, ya que la ley, o la LOE, prohíbe que un alumno repita más de dos cursos.
Y pobre de aquel que tenga claro que quiere trabajar y que le apetece hacer un módulo de FP. Si el muchacho aprueba curso por año, no podrá incorporarse a la FP por decir la LOE que es obligatorio haber cumplido los 16 años para comenzar un módulo.
Esto obliga a un buen estudiante a perder un año repitiendo curso o a tomarse las cosas con calma y estudiar a menor ritmo.

Al mismo tiempo, la misma ley que busca que las nuevas generaciones compartan mediocridad, permite que cada autonomía imparta un temario diferente, sin asegurar contenidos comunes, es decir, un vasco no sabrá jamás lo mismo que un andaluz, ni un extremeño lo mismo que un valenciano. Los temarios cambiarán según en qué manos esté el gobierno autonómico en ese momento.
Por otro lado se restan horas de materias importantes y básicas como la Lengua, o las Matemáticas, para incorporar otras con altos contenidos doctrinales, que intentan con descaro inculcar valores y premisas socialistas a los tiernos infantes. Tal es el caso de Educación para la Ciudadanía o Filosofía y Ciudadanía. Creo firmemente que los valores y principios del individuo deben aprenderse en casa de cada uno, el Gobierno no es quien para decir que se debe pensar o que es bueno o malo en un ciudadano.

Se escandalizaba el otro día algún progresista porque en Cataluña se había propuesto separar a los niños africanos que no conocen el español, en esta comunidad supongo que el catalán, de los autóctonos, ya que entorpecían el normal avance de las clases.
Decía este señor que esto era formar guetos, que era una medida racista.


Está claro que estos personajes, laicos, progresistas y de izquierdas tienen a sus hijos en colegios privados o en el Liceo Francés. Es obvio que el chiquillo que no conoce el idioma de un país no está preparado para seguir las lecciones como el resto de los niños.

Un día le comentaba a un buen amigo mío, que fue mi jefe de proyecto durante algún tiempo:
- Verás como ahora que tu hijo acaba de nacer, cambias de pensamiento y cuando tenga edad no le confías al sistema público. A ver, dime si es normal, usando un símil futbolístico, conformarte con que tu hijo juegue en el Rayo Vallecano pudiendo hacerlo en el Real Madrid. Tal y como están las aulas, no es posible que de ellas salga algún galáctico o megaestrella.
El buen hombre me contestó:
- Hombre, no seas así, yo creo que lo óptimo no es que lleguen al Madrid 10 niños y el resto juegue en el Rayo. Hay que conseguir que todos puedan jugar en el Racing de Santander.

Yo sigo pensando que en la educación hay que buscar la excelencia, y no el aprobado raso. Hay que buscar la diversidad, el esfuerzo, el trabajo y el afán de superación, y no repartir la carga de los fracasos entre todos para que parezcan menos pesados.
Una sociedad basa su futuro en la preparación de los más jóvenes. Si las leyes que rigen la misma buscan como objetivo la mediocridad y el mínimo esfuerzo, el futuro pinta tan negro como podemos comprobar en el último vídeo.

viernes, 11 de julio de 2008

CUBA LIBRE

Que Castro se muere es un hecho, lo demuestra el revuelo que se ha formado en la Isla y en Miami. Se acabó el descanso para periodistas e informadores.

Ahora, Cuba, la última colonia española junto a Filipinas, la denominada Antilla Española, se juega su futuro como nuestro Estado lo hizo hace más de 25 años cuando Franco agonizaba y se pusieron en marcha los resortes de la Transición democrática.

Como en el caso español, Castro también ha nombrado a un sucesor para que perpetúe su régimen autoritario comunista. La diferencia es que mientras Franco nombró a nuestro actual monarca como heredero, hombre inteligente y moderado que supo comprender desde un principio lo que su pueblo pedía a voces y que aquel régimen ya no tenía sentido, Castro ha nombrado a su hermano Raúl, dando a entender que Cuba pertenece a su familia, como si de un cortijo se tratara. Raúl Castro es un asesino sanguinario que no dudará en emplear la fuerza para mantenerse en el poder. Esa es la auténtica diferencia entre los sucesores.


Está claro que Cuba quiere ser libre, que quiere olvidar una Revolución eterna y unos ideales estalinistas obsoletos y que han costado la vida a millones de personas y arruinado la existencia a muchos más en el siglo XX: a rusos, a polacos, alemanes, checoslovacos, húngaros, rumanos, coreanos...

Castro, por su buena estrella, se ha librado de la fatal suerte que corrió su camarada el Conducator Ceaucescu. Castro morirá en su lecho como un venerable anciano igual que ocurrió con nuestro dictador.

Dejará tras su muerte un reguero de miles de asesinados, miles de presos políticos, miles de exiliados tras casi 50 años de una férrea dictadura militar. Dejará una fortuna inmensa que solamente él ha disfrutado en Cuba (La revista Forbest le colocó entre las 10 personas más ricas del planeta).

Las generaciones cubanas que han nacido y vivido bajo su yugo ya no podrán recuperar esos años perdidos, ni podrán olvidarse de las cartillas de racionamiento ni de cómo Cuba se ha convertido progresivamente en el burdel del Caribe, donde se puede gozar de los favores de una mujer por una simple bolsa de ropa usada o de una caja de tampones.

Cuba se merece ser libre, y para ello es básico que no solamente su sociedad acobardada y maniatada se rebele, sino que las voces internacionales y externas se muestren claras y contundentes apuntando en un solo sentido: la Democracia en la isla.

El cierre de sus fronteras a los medios de comunicación revelan que la situación del dictador es agónica y que pronto todo habrá terminado. Es fundamental que la inevitable Transición se lleve a cabo sin derramamiento de sangre y sin ajusticiamientos para aquellos que levanten su voz y osen moverse contra el nuevo dictador que no olvidemos cuenta con el apoyo del Ejército.

Es imprescindible el papel de España en el futuro de nuestros hermanos cubanos, no basta con telegramas de condolencia ni con misivas de Moratinos pidiendo una pronta recuperación para el tirano.
Se restablezca o no, el cambio en Cuba debe ser inmediato y España tiene que dar la talla en el proceso y dar su pleno apoyo a la disidencia cubana y a todos aquellos que quieren libertad para su patria.


A ver si después de tanto discurso antifranquista, de tanta retirada de símbolos, de tanta Memoria Histórica, nos vamos a alinear con una dictadura criminal. Es ahora cuando artistas, intelectuales, políticos y medios de comunicación deben alzar la voz y apoyar la Transición en Cuba.
Esperaremos como transcurren los acontecimientos.
Será una fantástica vara de medir para comprobar cuales de esos demócratas que se manifiestan aleatoriamente ante según que guerras y según que atentados son consecuentes o son meros palmeros y gente sin ideales con el estómago muy, pero que muy agradecido.

____________________________________________________________________
P.D. ¿A qué os gustan las fotos? Normal, son de la mejor fotógrafa de Madrid, y además tengo la suerte de que sea mi amiga. La chiquilla se llama Marta, y tiene la suerte de haber estado en Cuba para hacer este reportaje gráfico tan exquisito.
Como no, recomiendo efusivamente que visitéis su blog fotográfico, pues os quedaréis con la boca abierta.
La dirección es http://www.martajara.com/ y como homenaje a esta pelirroja, pego la última foto que hizo en la Habana y en la que sale empuñando su cámara con ojos ávidos de imágenes entrañables.
Marta, siento haber escrito esta entrada de mi blog hablando contra una ideología en la que tú crees a pies juntillas, pero nuestra amistad siempre estará por encima de nuestras diferencias políticas.


martes, 8 de julio de 2008

España y la lengua biperina

No, no crean ustedes que me he vuelto un iletrado así de repente, pues a día de hoy, Zapatero, no me ha ofrecido ninguna cartera ministerial para pasear mi incultura y mi pobre preparación.
Escribo viperina con B, por hacer la gracia, porque se me ha ocurrido, así de improviso, hablar del bilingüismo español y también de las víboras que lo defienden a capa y espada como algo de lo más progre y modernizador. Pues eso, y por si hay alguien lentito de entendederas debido al calor canicular, lo dejo más claro: La B viene de bilingüismo, lo viperino de víbora, de serpiente, de aspid, de mala sangre y malas intenciones.

Me gustaría tener un par de amigos ingleses o alemanes para llevarlos a una taberna y templarlos a base de bien. Cuando estuvieran bien cocidos, les contaría una historia que a mí me hace llorar, pero que ellos se tomarían a chanza y a chirigota:

-¿Sabéis que un grupo de intelectuales están promoviendo en España un manifiesto en defensa del español? – les soltaría a botepronto.
Cuando se les pasara la risa y me dijeran que me contase una de indios, sacaría del bolsillo el susodicho manifiesto y empezaría a leerles punto por punto lo que demanda este grupo de tarados que pierden su tiempo en defender el español en España:

1º La lengua castellana es COMÚN Y OFICIAL a todo el territorio nacional, siendo la única cuya comprensión puede serle supuesta a cualquier efecto a todos los ciudadanos españoles.


Sí amigos, y es que en España, en según que zonas, hablar español está mal visto desde el poder impuesto, y como la gente sigue teniendo la mala costumbre de usarlo en su vida diaria, no se escatiman esfuerzos de toda índole para coartar el derecho básico, o deber, según la Constitución, de conocer el castellano.

2º Todos los ciudadanos que lo deseen tienen DERECHO A SER EDUCADOS en lengua castellana.


También parece de cajón de pino que así sea, pero en la actualidad, en las regiones que manda el nacionalismo, se está haciendo todo lo posible para que los niños, pobrecillos, no conozcan como es debido el idioma de su nación. Se llama a esto inmersión lingüística, o normalización, como si fuera normal que un padre, como Carmelo González, tuviera que ponerse en huelga de hambre para conseguir que en Cataluña su hija pudiera educarse en castellano. Él no pedía que su hija no estudiara catalán, solamente que recibiera la mitad de las horas lectivas en el idioma común de todos los españoles. Increíble, pero cierto.
Mientras, en Euskadi, se anuncia con descaro que el 2009 será el último año en el que se hable una sola palabra de castellano en un aula, pasándose la Ley por el forro de los cojones, muy castellana esta expresión, dicho sea de paso.
Desde el gobierno socialista central, se hace oídos sordos a esta absurda y delirante situación, y se asegura que todo esto es mentira, que la libertad de elección lingüística está asegurada en todo nuestro territorio. Juzguen ustedes mismos viendo este video:




3. En las autonomías bilingües, cualquier ciudadano español tiene derecho a ser ATENDIDO INSTITUCIONALMENTE EN LAS DOS LENGUAS OFICIALES.

¿Se cumple esto? Ni de lejos, de hecho las instituciones oficiales en manos nacionalsocialistas excluyen sistemáticamente el castellano como idioma de comunicación con el ciudadano, dándose la paradoja de que para las oposiciones a veces cuenta más saber catalán o vasco que tener un master profesional. No tengo ni idea de mi trabajo, pero puedo demostrar mi incompetencia en un vasco autóctono que ni Sabino Arana, oiga.
No se conforman los nacionalistas con imponer su intolerancia en los organismos que manejan, sino que promueven leyes dictatoriales desde los parlamentos autonómicos que regentan, para inmiscuirse en la vida privada de los ciudadanos sin ponerse ni coloraos. Tienen la desvergüenza de incluso imponer en qué idioma debe un tabernero anunciar su carta de tapas o el precio de la sangría con riesgo de ser multado si lo hace en castellano, o formar cuerpos de policía lingüística, o vigilar en que idioma hablan los profesores entre ellos en el recreo o recomendar a aerolíneas extranjeras, como Air Berlin, en que idioma deben dirigirse a sus viajeros cuando sobrevuelen las Baleares.
Claro está, en Europa esto de la violación de los derechos individuales y privados no tiene mucha aceptación, y el presidente de Air Berlín dijo, que sí, que cuando los catalanes hablen bávaro, el dirá por megafonía aquello de Benvinguts a Mallorca.

Los nacionalistas no aceptan de buen grado la oposición frontal a sus estupideces y enseguida un personajillo de la talla moral de Joan Puig, más conocido por asaltar piscinas privadas o por encadenarse a una emisora de radio que por su servicio a los ciudadanos, tachó de nazi a Air Berlín, calificativo que le viene al pelo al mermado intelectual de Puig.
Como vemos los nacionalistas no se detienen a pensar en el daño que pueden causar sus delirios al conjunto de la sociedad, al turismo o a los empresarios que luchan por sus negocios. Ellos juegan en otra liga, en la Champion League de la mediocridad y de la coartación de las libertades.

Y así seguiría el manifiesto de estos locos analfabetos que por falta de espacio no reproduzco en esta entrada de mi blog.
Yo no conozco a ninguno de los abajo firmantes, un tal Vargas Llosa, Arcadi Espada, Álvaro Pombo, Fernández Savater, etc., pero como soy un fascista y un nazi pues lo he firmado. Solo por joder.
Mi consuelo es que otros 60.000 españoles ya lo han suscrito a día de hoy. Por si usted, señor lector se anima también, aquí dejo el enlace al manifiesto:

http://www.libertaddigital.com:6680/fragmentos/form_manifiesto_lengua_comun.php
_________________________________________________________________

Y yo sigo en mi búsqueda de amigos extranjeros a los que poder divertir con este tema, quizás, dentro de algunos años, con irme a Barcelona o Vitoria será suficiente para encontrar a gente que no entienda ni una palabra de lo que quiero decirles. Esto tendremos que agradecérselo a nuestros políticos y a su desidia.